Fujifilm X-A3, mirrorless especial para retratos

Fujifilm X-A3, mirrorless especial para retratos

publicidad

Fujifilm X-A3 La Fujifilm X-A3 es perfecta para hacer selfies: su LCD y los modos AF te lo demuestran

El mundo de las redes sociales y, con él, el de los selfies ha revolucionado la fotografía. Lejos de detener a un simpático viandante como antaño, en los últimos años cualquiera de nosotros se ha autorretratado más de una vez con el móvil delante de un monumento o junto a sus amigos durante las vacaciones, pero ¿a quién no le gustaría contar con una cámara de gran calidad que resolviera a la perfección tanto los selfies como cualquier tipo de disciplina fotográfica? Pues así es la Fujifilm X-A3, la última sin espejo en incorporarse a la saga X de la firma. Monta un sensor APS-C de nuevo desarrollo, 24,2 MP y que se mueve en el abanico de sensibilidades de ISO 200 a ISO 6400, pudiéndose ampliar a ISO 100-12.800, e incluso ISO 25.600. Al contrario de lo que se pueda pensar, estas cifras elevadas crean imágenes claras con unos niveles de ruido muy bajos, inclusive trabajando en paisajes nocturnos o interiores con escasa iluminación.

El sensor trabaja junto a un potente motor de procesamiento para lograr imágenes con una excelente y fiel reproducción de los tonos de la piel, la textura y la atmósfera que rodea al sujeto. Sendos elementos se albergan en un cuerpo de aspecto retro, con aire fresco y elegante. Tanto la cubierta superior como la placa frontal y los diales están fabricados en aluminio, mientras que el cuero sintético conforma la textura general. Sus dos diales de control facilitan enormemente la captura así como el ajuste de los parámetros, pues el fotógrafo solo precisa del dedo pulgar para establecer la apertura, la velocidad de obturación o la compensación de la exposición.

Una pantalla muy versátil

Fujifilm X-A3

La movilidad de la pantalla de la Fujifilm X-A3 abre un gran abanico de posibilidades de captura.

Uno de los elementos más destacados es su monitor LCD táctil e inclinable 180º. Aparte de su flexibilidad, llama la atención que la cámara no bloquee la pantalla en el borde del cuerpo, por lo que mantiene una visibilidad del 100%. Además, al girar la pantalla hacia arriba se activa la novedosa función AF con detección de ojos, que ajusta automáticamente el enfoque en la mirada del sujeto.

x-a3_silver_16-50mm_backleft_tilt45Por otro lado, Retratos mejorados ofrece ajustes en tres pasos con la nueva función Realce del tono de la piel, y Autodisparador cuenta con opciones como detección de sonrisas y temporizador para amigos o grupos. Así, el obturador se activa cuando los protagonistas sonríen, cuando dos personas se acercan o en el momento en que un número especificado de sujetos aparece en la escena.

Una cómoda y ergonómica empuñadura, diseñada tras la prueba de varios prototipos en los que participaron cientos de jóvenes fotógrafos, facilita la toma tanto a la hora de fotografiar un elemento externo como a nosotros mismos, y un dial de control vertical, situado justo debajo de la posición natural del dedo índice, hace más sencilla la toma de imágenes nítidas y sin trepidación. A ello se suma la estabilización de la imagen en cinco ejes, que combina la estabilización óptica y la electrónica reduciendo notablemente una gran cantidad de movimientos en la imagen cuando se trabaja cámara en mano.

Batería de larga duración

Fujifilm X-A3Otro de los aspectos en los que Fujifilm ha hecho hincapié a la hora de fabricar la Fujifilm X-A3 ha sido en la duración de la batería, alargando la vida de la cámara hasta 410 fotogramas por carga gracias a un diseño de eficiencia energética. Esta mejora supone el fin de los días de aquellas instantáneas y vídeos que tenemos que dar por perdidos al carecer de energía en nuestra cámara.

Dentro de estos más de 400 disparos podemos probar todas las opciones que nos ofrece la palanca de selección del enfoque (automático, fotograma a fotograma, continuo o manual), movernos con libertad por el área de enfoque de 49 puntos o seleccionar alguno de los nuevos modos área o gran angular/seguimiento que emplean áreas de enfoque de 77 puntos para capturar el momento decisivo de sujetos en movimiento. También podemos grabar vídeos Full HD a 60/50/24p.

La Fujifilm X-A3 pone a nuestra disposición –ya sea a la hora de grabar películas como tomar instantáneas- diversos modos creativos. Por un lado, para la captura de imágenes estáticas, diez filtros avanzados como Ojo de pez, Cámara de juguete o Color pop sacarán al artista que llevamos dentro. Por otro, PROVIA (estándar), ASTIA (suave) o CLASSIC CHROME (estilo documental) son los homónimos para la grabación de vídeos.

Para compartir nuestras obras, gestionar los archivos o bien manejar la cámara desde un dispositivo compatible, la Fujifilm X-A3 cuenta con conexión Wi-Fi. Para ello, solo tenemos que descargar la app Camera Remote y disfrutar de la experiencia de fotografiar a distancia.

Por todas estas características, la Fujifilm X-A3 está pensada para satisfacer las necesidades de los fotógrafos aficionados más jóvenes que buscan un cuerpo con el que empezar a hacer sus primeros pinitos profesionales y, a la vez, que pueda ser su fiel compañera salidas o reuniones familiares y viajes. LaFujifilm X-A3 cumplirá sus expectativas proporcionándoles fotos de gran calidad de forma muy sencilla. Está disponible en plata, marrón y rosa.

Precio cuerpo + 16-50 mm: 649 euros.

Más información en la web de Fujifilm.

Texto Isabel González 

  • Ficha Técnica

    Sensor: CMOS APS-C. 23,6x15,7 mm
    Resolución efectiva: 24,2 MP.
    Pantalla: LCD táctil e inclinable 180º. 3” y 1040 Kp.
    Obturación: De 1/32.000 a 60 s.
    Estabilizador de imagen: Sí.
    Sensibilidad: De ISO 100 a ISO 25.600.
    Disparo continuo: 6 fps.
    Flash: Sí. NG 5.
    Formatos imagen fija: JPEG, raw y raw + JPEG.
    Formato vídeo: MOV.
    Conectividad: Wi-Fi.
    Dimensiones: 116,9x66,9x40,4 mm.
    Peso: 339 g.

  • publicidad

    Escribe tus Comentarios